Entrevista a Manuel Feijóo

Le gusta la cartomagia por su carácter “impromptu”.

Quedo con él para entrevistarle en el descanso de uno de sus monólogos. Tras triunfar en la primera parte nos retiramos un instante tras hacerse fotos con parte del público.

Roberto Elguer¿Cómo empezaste en esto de la magia?

Manuel Feijóo- Empiezo a los seis años con mi abuelo Miliki, que me enseña juegos, y yo, me voy enamorando de la magia hasta que, con once años, le pido que siga enseñándome juegos y él me dice: ” Ya no te puedo enseñar más. Ya sabes todo lo que te podía enseñar. A partir de ahora te toca a ti aprender.” A partir de ahí, me aficioné a libros, vídeos, colecciones… Como casi todos hemos hecho, de forma autodidacta. En aquel entonces, lo que mandaba era ” El mundo mágico de Tamariz”, que lo sigo teniendo, por supuesto, respetando, venerando y consultando. Y así fue cómo fui aprendiendo magia. Y, a partir de entonces, con quince años, ya estaba actuando en verbenas, fiestas de empresa… “cositas”.

R.E.-  ¿ Has llegado a tener algún maestro?

M.F- No. Pero he ido picoteando de muchos: del propio Jaque, de Dámaso… En realidad voy picoteando de todo el que se pega a mi lado. Voy y le pregunto: ” ¿A ver? ¿Qué es eso que estás haciendo? ” Esa es la realidad. Del propio Greca, mi socio en la Academia Mágica, de Murphy… O sea, todo lo que tengo a mi alrededor. Yo voy intentando observar y aprender… Y divertirme. Lo que no pierdo, sobre todo, es la ilusión. Cuando veo un juego por primera vez, no estoy: ” A ver el pase, ese doble lift le ha salido super guarro…” No, no. Intento de verdad pasarlo bien y disfrutarlo, y que me cuente una historia. ¿Cómo llegar, luego, a contar esa historia y ese efecto? ¡Qué más da! La gente se lía. Para mi, yo no soy un mago técnico. Aprendí mucha técnica en mi época. Luego, también, con los libros de Giobbi, aprendí mucha técnica. Lo que intento es llegar al efecto de la forma más sencilla posible. Si puedo llegar sin un doble lift al mismo efecto, intento hacerlo así. Lo importante es contar la historia… desde mi punto de vista.

R.E.- ¿ Qué rama de la magia es tu preferida?

M.F- Yo, Cartomagia. Siempre ha sido la Cartomagia. He tirado por ahí. Porque siempre puedes llevar la baraja en el bolsillo. Me parece que puedes hacer magia en cualquier lugar y en cualquier momento. Y creo que esa potencia que tiene, esa versatilidad es lo que no me ha hecho ir a los grandes aparatos. Porque, al final, la magia no sucede en nuestras manos, sino en la mente del espectador.  (Se ríe) No lo digo yo, lo dice Tamariz. A mi siempre me ha gustado el carácter “Impromptu” que tiene llevar una baraja.

R.E.- ¿ Tienes algún proyecto ahora?

M.F.- Mi gran proyecto es AcademiaMágica.com. Es el proyecto que tengo junto con Jaque, Greca y Murphy, y es una academia de magia online. Hemos terminado la fase beta después de un año de probarla y testarla. Tenemos varios alumnos desperdigados por el mundo (Colombia, Méjico, Chile…) Ahora llega el momento de comunicarlo para que la gente sepa que existe.

R.E.- ¿ Qué diferencia “Academia Mágica” de otras plataformas como “Magic Agora” y que también enseñan magia online?

M.F.- Desde un principio hemos intentado no ser para magos, sino para el gran público. Queremos ser el “Magia Borrás”, o, con todos mis respetos, y que se me entienda, “El mundo mágico de Tamariz”, de la nueva generación, salvando las distancias. Nos dirigimos a un público novel, no al profesional. Esa es la distinción con las otras escuelas, que funcionan muy bien, y que hay ahora en el mercado.

R.E.- Y, también, das cursos de monólogos…

M.F.- En efecto. En ellos, al igual que con la magia, la gente quiere divertirse, pasárselo bien, romper un poco el cascarón y aprender otras formas de comunicarse y expresarse. Tengo tanto cursos para público abierto como para empresas. En este último, a través de herramientas de comedia, improvisación y monólogo, se tiene como objetivo resolver conflictos que hay dentro de la empresa. Y, hasta el momento, nos está funcionando.

R.E.- Y ¿Cuándo te volvemos a ver en T.V.?

M.F- Ahora estoy detrás. Estoy creando formatos de televisión, de entretenimiento, de comedia, en la productora Veralia Producciones. Dentro de Veralia, estoy en “Hill Valley” que es el departamento de comedia. Desde allí hemos hecho “Muchachada Nui”, “Museo Coconut”, “La hora de Jose Mota”… Ahora estoy dedicado a la trastienda, pero, cualquier día estaré encantado de volver a la pantalla.

R.E.- ¿ Y ese proyecto de un programa de magia?

M.F.- En el año 2005, tuvimos la suerte de levantar un programa de magia que se llamaba “Los Ilusionadores”. Lo armamos en Madrid con la productora Sony, junto a Jandro, Murphy y yo. Se lo intentamos vender a varias cadenas. Todo esto con el apoyo de Natalia García que estaba en Sony en aquel momento y es una buena amiga y me ha apoyado en todos mis formatos. En ese momento, en Sony nos lo compra TV3 pero nos dice que tiene que ser en Catalán. Con lo cual, Jandro nos valía, pero tuvimos que buscar magos catalanes. Fuimos para allí y fichamos a Luis Pardo y a Mag Lari. Y , junto con Hugo, que hacía del contramago, del mago malo que les intentaba levantar los juegos, hicimos un grupo que se llamaba “Illusionadors”, que era Street Magic, pero, en vez de uno, eran cuatro, y de estilos muy distintos, que intentaban ilusionar a la gente de Barcelona. Hicimos seis programas y un especial de Navidad donde el invitado era mi abuelo Miliki. Quedé muy orgulloso de este proyecto. Ahora, afortunadamente, hay un resurgir de la magia en la televisión gracias a programas como el de “Dynamo”, o el próximo estreno en Antena 3. Espero que nos enfrentemos a un resurgir de la magia por aquí.

R.E- Muchas gracias por compartir este momento con nosotros.

M.F.- ¡ Nada, nada! Que vayáis a “As de Magia”. Tienen unas “cosas” muy buenas. Son muy buena gente. Y… te dan muy buenos cursos.

Tras la entrevista, me meto a ver la segunda parte de su muy recomendable monólogo. Tras el espectáculo me acompaña hasta el Metro. En el trayecto sigue dándome consejos. Manuel Feijóo, a quien conocí cuando era una personita (un “ciruelo”, como diría Miliki), ahora me da clases de humildad, saber estar, compañerismo y ejemplo de buena persona. ¿De casta le viene al galgo?  Gracias “As de Magia” por haber provocado este memorable reencuentro.

Id a "As de Magia" tienen buenas cosas. Son buena gente, y dan muy buenos cursos.

Para contactar con él, podréis hacerlo a través de su web www.manuelfeijoo.com o Facebook.